martes, 15 de mayo de 2012

SER MODELOS DE NUESTROS HIJOS E HIJAS

Nuestra forma de comportarnos en la vida va a servir de modelo para nuestros hijos e hijas. Nos van a imitar, no sólo por ser las personas referentes y más importantes para ellas y ellos ya que somos como dioses, sino también, porque la imitación es uno de sus principales procesos de aprendizaje.

Por ello, ser modelo,implica un gran compromiso. Somos modelos las 24 horas de los 365 días del año. Pero, en este tiempo no somos brillantes ejemplos de madurez y armonía. A veces  mentimos, perdemos los nervios, decimos palabrotas, etc. ¿Eso significa que está todo perdido?, ¿que nuestra labor educativa como madre o padre ya está hecha? o, ¿podemos sacarle partido y aprovechar esas situaciones para aprender tanto nosotras y nosotros como nuestras hijas e hijos? Nuestra realidad es que somos seres humanos y como tales nos equivocamos.

Por tanto, cuando erramos, es importante ser consciente, reconocerlo y resolverlo buscando una solución, una forma de actuar positiva que permita obtener herramientas y estrategias que nos y les ayuden en los diferentes momentos de la vida y así sacarle partido a la situación. La vida es una fuente de aprendizaje donde podemos vivir momentos felices, agradables y otros, donde es necesario enfrentarse, reconducir, sobrellevar, reconvertir, superar con las estrategias que vamos adquiriendo.

Recordad, ser modelo adecuado es importante, pero también lo es dar ejemplo al aprender de las equivocaciones, resolviendo los conflictos de la vida.

APRENDEMOS Y CAMBIAMOS CON NUESTROS HIJOS E HIJAS.

Os dejamos unos vídeos de youtube que esperamos que os gusten.


video

 
video

No hay comentarios:

Publicar un comentario